PARROQUIA DE SANTIAGO EL REAL

LOGROÑO (Contenido del Boletin 17)

DOMINGO 1º DEL TIEMPO DE ADVIENTO: (continuación)

Pero no únicamente el Espíritu Santo debe estar en actitud de vigilancia (siempre está en vela en nuestros corazones), los “criados”, nosotros también, realizando aquella tarea que el Señor nos ha encomendado, “…pues no sabéis cuándo vendrá el señor de la casa…” (Mc. 13,35), pues no nos puede “encontrar dormidos” (Mc. 13,36).

En esta época que nos ha tocado vivir, con su pandemia de coronavirus, con la crisis económico-social (incluso, me gusta hablar de crisis de valores humanos), enfrentamientos, inseguridad por parte de todos,… miedos,…

¿Qué podemos hacer para vivir “esperanzados” ante estas situaciones. “¡Velad!” (Mc. 13,37), esto es, vivir en la “luz”, en las huellas del Dios vivo, en el ámbito de Jesús como misterio de donación, de entrega, de servicio al prójimo,… Estar atentos del sufrimiento ajeno y trabajar por ser bálsamo, alivio, del otro. Este es el secreto de la “vigilancia cristiana”. Además, el creyente debe vivir en la plena confianza en Dios Padre; Él sabe cómo organizar la historia de cada uno y de todos, lo cual nos lleva a fiarnos totalmente de su fidelidad.

(Regresar)